Sigamos la noticia entre todos
       
 

 

Les propongo que sigamos juntos la noticia aparecida estos días en diversos medios de comunicación sobre la empresa privada que promueve en Coreses muchas cosas, por cierto, bastante heterogéneas: un área logística para el transporte de mercancías y la construcción de unas 1.500 viviendas. Los millones de euros de inversión así como los posibles puestos de trabajo indirectos, unos 1.200 en palabras del alcalde del Coreses, nos deja a todos asombrados. Esta plataforma multimodal atendería principalmente al tráfico de mercancías en conexión con los puertos de Gijón y Avilés. Si tienen tiempo para entrar por Google, en Internet, y teclean alguno de los otros municipios elegidos para ubicar las citadas plataformas logísticas, verán que siempre están ligadas a la construcción de un importante parque de viviendas, que requiere previamente una recalificación municipal de terrenos.
Curiosamente ese mismo día también aparecía la noticia de que la Cámara de Comercio de Zamora se integraba en la Comisión del Puerto de Gijón, dentro de un convenio marco firmado por la Junta y la Autoridad Portuaria de la citada ciudad asturiana. Asimismo, al día siguiente aparecía otra noticia en el sentido de que la Junta y el Ayuntamiento de la capital están buscando terrenos para ubicar un centro logístico, o sea, otra plataforma multimodal, palabra que habrá que tenerla en cuenta a partir de ahora porque se pondrá de moda en ciertos sectores, a fin de captar flujos de transporte desde los puertos del Norte y Noroeste, especialmente Gijón y Portugal.
Como comprenderán, ante este maravilloso panorama pienso que debemos ir dejando a un lado nuestro pesimismo y empezar a ver el futuro mucho mas claro y abierto. Vamos a dejar de ser ciudadanos de segunda y nos convertiremos en multimodales, que suena bastante mejor aunque no sepamos su significado. Dejando a un lado el chascarrillo, ¿No les suena todo esto algo descontrolado y excesivo? ¿De pronto necesitamos tantas plataformas logísticas, tenemos tanto exceso de tráfico de mercancías y necesitamos hacer en Coreses 1.200 viviendas? ¿Estaban informadas nuestras autoridades de la intención que tenía esta empresa privada de instalarse en Coreses? ¿Se justifica la existencia de un centro logístico privado y otro público?.
Bueno, en principio, podemos creernos todo lo que nos cuentan y como el proyecto privado de Coreses, así como el resto de las iniciativas de plataformas multimodales públicas, lo plantean personas e instituciones serías, invito a todos los ciudadanos a que sigamos juntos la noticia y ver qué pasa con estos proyectos. Posiblemente de ese seguimiento podamos aprender muchas cosas. Si el proyecto termina bien, que es lo que deseamos todos, habremos dado un paso importante en muchos aspectos, tanto económicos como sociales y felicitaremos a sus autores. Si la cosa se alarga sin saber porqué o por interferencias externas, podremos conocer a sus responsables y denunciarlos públicamente. Si el proyecto queda en “agua de borrajas”, sabremos quién nos mintió o se apresuró a salir a los medios de forma irresponsable. También descubriremos si había otros intereses ocultos o si las cosas eran como nos fueron planteadas.
Personalmente voy a seguir el proceso con detalle. Me anoto como fecha de arranque el 15 de noviembre de 2005 y la próxima fecha de control que me fijo para ver cómo están las cosas será el 1 de febrero de 2006, que es la fecha prevista por la empresa privada para iniciar las negociaciones con los propietarios de terrenos. Abriré una carpeta con el título “proyecto esperanzador 2005” donde guardaré toda la información relacionado con el asunto. ¿A qué viene esta obsesión, se preguntaran muchos de Uds.?. Porque personalmente estoy cansado de ver como en esta provincia se abren proyectos que rápidamente se llevan a los medios de comunicación, que son cabecera de noticia, más en unos medios que en otros, y al final se van apagando y perdiendo en el tiempo. Todo ello genera en el ciudadano un sentimiento de frustración pero, posiblemente, habrá que preguntarse quién lo genera y quién sirve de correa de transmisión. Confiemos que en este caso las cosas sean diferentes pero, por si acaso, sigamos entre todos su evolución.

Antonio Gallego Rodríguez
Zamora, 14 de noviembre de 2005
Miembro del Foro Ciudadano de Zamora

 
 
 
 
Volver
Subir